14/2/2008

Decoración de Ambientes Infantiles


La razón por la cual decoramos nuestra casa es por el hecho de sentirnos a gusto en ella, en nuestro espacio propio, en nuestro hogar, y aun dentro de casa, todos tenemos un ambiente donde nos sentimos más a gusto. La idea de decorar el cuarto de los más chicos es justamente que sientan que tienen en casa un espacio propio, de ellos, tal como les gusta… que sientan hogar. Eso es lo más importante.

Por ello, cuando decoro habitaciones de niños, siempre tomo en cuenta datos esenciales como la edad, el sexo, y, cuando se trata de chicos a partir de 3 años de edad, es muy importante que se les permita participar en la decoración de lo que finalmente va a ser SU CUARTO. A esa edad, ellos ya empiezan a definir sus gustos y preferencias, por lo que, permitirles decidir solos desde chicos les ayuda muchísimo a desenvolverse, y la habitación debe reflejar el carácter del niño.

Otros factores que influyen muchísimo, son el tamaño de la habitación y los muebles que se van a utilizar. De ello va a depender que se utilicen colores más claros o más fuertes en toda la decoración.

Personalmente, prefiero usar colores claros (blanco o crema) en los muebles y resaltar los detalles con colores muy vivos que como el naranja, verde manzana, turquesa o amarillo. Ello le da cierta calidez a la habitación que permite que el niño se sienta a gusto. Creo que es una alternativa al rosado para niñas y celeste para niños.

Algo que en definitiva no recomiendo, es decorar con los personajes de moda, como la última película de Disney o los Backyardigans, etc., por que suelen ser pasajeros y el niño se aburre pronto. A partir de una idea se pueden crear personajes que le dan vida al mural, como niñas jugando en un jardín de flores, animalitos en una granja, naves espaciales y marcianitos, todo depende de cómo estén pintados estos personajes.

Finalmente, jugar con distintos accesorios como una lamparita o un motivo sutil en el techo, así como la inmensa gama de materiales que se puede utilizar en la decoración, nos abren las puertas a una infinidad de ideas para decorar el cuarto de los más chicos de la casa.

Yo trabajo mucho con figuras de trupán pintadas a mano y me gusta jugar con las texturas para definir mejor las expresiones que se quieren lograr. En los murales también se pueden pintar los personajes directamente sobre la pared o trabajarlos en vinilo el cual es fácil de retirar y cambiar la decoración. Pero mi material favorito es el trupán pintado a mano.

1 comentario:

v@le dijo...

Eli, llegué a tu espacio y me gustó mucho, por eso hoy decidí escribir para felicitarte. Yo sueño con poder preparar pronto un cuarto de bebé, así que ya te consultaré. Un cariño inmenso!